Definición y Explicación de la Hemodinámica

Hemodinámica es el estudio del flujo sanguíneo. Se centra en la forma en que el corazón distribuye o bombea sangre por todo el cuerpo. El estudio de la hemodinámica integra una serie de ciencias, que incluyen biología, química y física.

A medida que el corazón bombea sangre a través de los vasos sanguíneos, ayuda a suministrar oxígeno a los órganos y tejidos del cuerpo. Este proceso es de vital importancia para que el cuerpo pueda mantenerse a sí mismo. Los problemas con el sistema hemodinámico pueden causar problemas de salud graves, el más común de los cuales es la hipertensión.

Términos Clave

  • Hemodinámica: el estudio del flujo sanguíneo
  • Frecuencia cardíaca (o pulso): la cantidad de veces que late un corazón en un minuto
  • Volumen sistólicovolumen de sangre bombeado por un ventrículo cada vez que se contrae
  • Gasto cardíaco: una medida de la eficiencia con la que el corazón mueve la sangre a través del cuerpo
  • Resistencia vascular sistémica: la resistencia que el corazón debe superar para bombear sangre con éxito a través del cuerpo
  • Presión arterial: la fuerza ejercida contra las paredes de los vasos sanguíneos por la sangre a medida que fluye a través de ellos

📋 Indice del contenido
  1. Términos Clave
  • El Sistema Hemodinámico
  • Monitorización Hemodinámica
  • El Sistema Hemodinámico

    Los elementos clave del sistema hemodinámico incluyen la frecuencia cardíaca, el volumen sistólico, el gasto cardíaco, la resistencia vascular sistémica y la presión arterial.

    Frecuencia cardíaca, o pulso, es la cantidad de veces que late un corazón en un minuto. El volumen sistólico es la cantidad de sangre bombeada por un ventrículo cuando se contrae. Con base en el pulso y el volumen sistólico, podemos calcular el gasto cardíaco, que es una medida de cuánta sangre puede bombear el corazón (específicamente, el ventrículo izquierdo o derecho) por unidad de tiempo. Se calcula utilizando la siguiente fórmula:

    Gasto Cardíaco = Frecuencia Cardíaca x Volumen Sistólico

    El volumen sistólico promedio para humanos es de 75 ml por latido cardíaco. Con ese volumen sistólico, un corazón que late 70 veces por minuto tendrá un gasto cardíaco aproximadamente equivalente al volumen total de sangre en el cuerpo.

    El gasto cardíaco es, por lo tanto, una medida de la eficiencia con la que el corazón puede mover la sangre por todo el cuerpo. En nuestras actividades diarias normales, la producción debe ser tal que el cuerpo pueda distribuir sangre en función de las demandas que se le imponen. El ejercicio es un ejemplo común de la necesidad de aumentar el gasto cardíaco.

    El gasto cardíaco está relacionado con la ley de Ohm. La ley de Ohm establece que la corriente que pasa a través de algún conductor es proporcional al voltaje sobre la resistencia. De manera similar a un circuito, la vía de flujo sanguíneo a través del cuerpo está relacionada con la resistencia al flujo ejercido por los vasos sanguíneos. La resistencia vascular sistémica es la resistencia que el corazón debe superar para bombear sangre con éxito a través del cuerpo. El gasto cardíaco multiplicado por la resistencia vascular sistémica es igual a la presión arterial.

    Cuando el gasto cardíaco se ve afectado (por ejemplo, debido a insuficiencia cardíaca), el cuerpo tendrá dificultades para manejar sus necesidades diarias. Una disminución en el gasto cardíaco da como resultado una disminución en el oxígeno disponible para los tejidos y órganos del cuerpo.

    Monitorización Hemodinámica

    El estudio de la hemodinámica es de vital importancia ya que el cuerpo necesita oxígeno para funcionar. En medicina, la monitorización hemodinámica se utiliza para evaluar esta relación entre el sistema cardiovascular y las necesidades de oxígeno de los tejidos del cuerpo. Dichas evaluaciones están diseñadas para permitir que los profesionales médicos tomen decisiones adecuadas para sus pacientes.

    De manera similar, cuando estas evaluaciones indican que un paciente tiene problemas para satisfacer sus propias necesidades de oxígeno, se clasifican como hemodinámicamente inestables. A estos pacientes se les proporciona soporte mecánico o farmacológico para que puedan mantener la presión arterial y el gasto cardíaco necesarios.

    Si quieres conocer otros artículos parecidos a Definición y Explicación de la Hemodinámica puedes visitar la categoría Fisiología.

    Si te sirvió este artículo, puede que te interesen los siguientes:

    Subir